BLUA de Sanitas: la digitalización entendida como producto premium

BLUA es un servicio digital lanzado por Sanitas para complementar las pólizas de seguro de salud tradicionales. El complemento digital implica un pago extra. El precio inicial del sevicio era de 20EUR por persona, adicionales a la póliza.

 

No tengo duda que BLUA y los servicios médicos a distancia en general, una vez salvados las reticencias legales, se afianzarán tal como lo están hoy día los servicios digitales en la banca.  Según predice Sanitas: “el 25% de las consultas médicas se realizarán a través de canales digitales como el chat, la voz o el vídeo en 2020”.

No he tenido la opción de probar la plataforma BLUA de Sanitas para acceder a sus servicios médicos de forma remota a través de video. Soy usuario de Sanitas, joven, con trabajo, tecnólogo y consumidor de varios servicios púramente digitales. Soy, potencialmente, un perfil objetivo claro para ser usuario de BLUA, sin embargo no he tenido acceso a probar su servicio digital de forma gratuita ni he recibido ninguna promoción especial para acceder a ella. Este es el primer error que he percibido en la estrategia de lanzamiento de BLUA.

Sin embargo, este no es el principal error en el lanzamiento de BLUA desde mi punto de vista. El mayor error radica en la propia concepción del producto BLUA como un complemento adicional a las pólizas tradicionales.

Desde el inicio me llamó la atención la concepción del servicio de visita remota mediante videoconferencia como un servicio adicional premium. Tengo la sensación de que es un error de concepto pensar que los servicios digitales pueden ser ofrecidos como un servicio premium de los modelos tradicionales. Menos aún cuando los servicios digitales deberían suponer un ahorro de costes para la compañía y es percibido así por sus clientes.

No pagamos más por el uso de mytaxi para solicitar un vehículo desde la aplicación en lugar de llamar al tradicional teléfono de la compañía local. Muy al contrario, cuando llamamos para pedir un taxi, es la propia compañía la que nos indica que podemos hacerlo de forma más eficiente desde la aplicación.

Recientemente, Sanitas ha rebajado el precio inicial de lanzamiento al 50% para mejorar su aceptación.

Quizás sea una cuestión de tiempo y la sociedad termine percibiendo el valor de la digitalización como algo por lo que quiere pagar un extra, o quizás alguna otra empresa comience a ofrecer los servicios digitales sin coste extra como forma d eabaratar sus costes operativos y mejorar la experiencia de usuario. El tiempo lo dirá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *